Ser Coach

En esta sección quiero compartir contigo las diferentes etapas por las que he pasado desde el momento en que empecé a ejercer mi profesión, y las herramientas de apoyo que he encontrado en cada una de ellas:


  1. Creer que sí era capaz

  2. Trabajar de forma autónoma
  3. Especializarme
  4. Hacer Marketing a un nicho específico
  5. “Networking”
  6. Certificación
  7. Necesidad de ser mejor
  8. Buscar información del sector
  9. Entender la responsabilidad de ser coach


Creer que sí era capaz

Cuando empecé a hacer mis primeras sesiones, las preguntas que rondaban mi cabeza eran si me iba a alcanzar el tiempo, si iba a hacer la pregunta adecuada, o si mis clientes iban a obtener un beneficio.

Como apenas estaba haciendo mis primeros pinitos, todavía no había construido en mí la confianza que necesitaba para ejercer.

Si bien buscar e implementar algunas técnicas de coaching me ayudó a aumentar la autoestima, lo que más me sirvió fue “lanzarme al agua” y comenzar a ver por mí misma la diferencia que mi trabajo podía marcar en la vida de los demás.

Subir al listado


Trabajar de forma autónoma

Una vez comencé a notar los progresos de mis clientes y a recibir “feedback” positivo de su parte, me convencí de que mi trabajo era bueno y lo podía ofrecer a más personas.

Comenzó entonces la maratón por darme a conocer entre mis amigos, conocidos y desconocidos.

Aunque ser Administradora de Empresas con especialidad en finanzas me ayudó mucho, debo reconocer que era la primera vez que trabajaba para mí misma y mi salario me lo pagaba yo.

Durante este periodo mi atención se centró en buscar y diseñar herramientas de negocios específicamente dirigidas a este campo.

Subir al listado


Especializarme

Al principio creía firmemente en dos frases que son muy comunes en el medio: “Coaching es Coaching” y “Después de la tercera sesión, todo proceso se vuelve Coaching Personal”

Convencida de que podía ayudar a todo tipo de personas, mis clientes iban desde el gerente de una PYME hasta una mujer mayor con una hija esquizofrénica.

Efectivamente el procedimiento de Coaching era el mismo para todos los campos que trabajaba, pero yo no estaba siendo efectiva por dos razones:

  • No disfrutaba de todas las sesiones. De hecho, si soy sincera, había veces en que me aburría
  • Mis esfuerzos de Marketing eran improductivos porque no tenía un mensaje claro que transmitir. A todo el mundo no se le puede hablar de la misma forma

En ese momento enfilé mis baterías a buscar un nicho de coaching que fuera apropiado para mí.

Subir al listado


Hacer Marketing a un nicho específico

¡Súper! Ya había descifrado la forma en que quería ejercer y el público al que me quería dirigir.

Las preguntas pasaron a ser entonces ¿Dónde los encuentro?, ¿Cómo los contacto? y sobre todo ¿Cómo me diferencio de los demás?

Hora de buscar herramientas de marketing, que me ayudaran a comunicarme con el nicho que había escogido.

Subir al listado


“Networking”

Amo la gente y estoy sola. No tengo intercambio intelectual y necesito nutrirme de los demás.

¿Será que estoy haciendo bien las cosas?, ¿Qué harán otros?, ¿En qué y cómo trabajarán?…

Esta fase, que se puede presentar antes o después, me llevó a buscar agremiaciones locales y virtuales para hacer “networking” con colegas alrededor del mundo.

Subir al listado


Certificación

La pregunta vino a mí desde que estaba estudiando, pero no tomé la decisión de hacerlo sino hasta unos años después.

Independientemente de la postura de cada quien frente al tema, existe un momento en el que todos nos preguntamos ¿Certificarse o no certificarse?

Subir al listado


Necesidad de ser mejor

El que se decidió por esta profesión es porque le gusta el crecimiento personal y le encanta aprender. Tú como yo vamos por el mundo promulgando el auto conocimiento y creemos firmemente que uno puede ser mejor cada día.

No te sorprenderá entonces que me hubiera llegado el momento de preguntarme cómo podía ser mejor. Las respuestas a mis dudas fueron:

  • Intercambia tus servicios de coaching con otros coaches.
  • Inscríbete en cursos y seminarios que te aporten algo nuevo
  • Lee libros relacionados con tu profesión
  • Encuentra alguien que te inspire y tómalo como modelo a imitar (bemnchmarking)

Subir al listado


Buscar información del sector

Una cosa es saber para dónde vamos mi negocio y yo, y otra para dónde va el sector. Yo soy simplemente un grano de arena en un desierto y, lo quiera o no, me voy a ver afectada por lo que pase en éste.

¿Qué pasaría si hubiera tormentas en camino? ¿Qué pasaría si descubriera un oasis?

La mejor manera de averiguarlo fue mirando la evolución que había tenido el Sector del Coaching y las perspectivas para los años por venir.

Además de enterarme de muchos “chismes” del medio, me llené de nuevas ideas para aplicar en mi trabajo diario.


Entender la responsabilidad de ser coach

Solo hasta después de unos años de ejercer me di cuenta de todo lo que implicaba ser coach.

Mi responsabilidad no estaba limitada a mi trabajo con las personas sino que también tenía la responsabilidad de llevar la vida ideal que promulga el coaching.

¿Quién busca a un pobre para que lo asesore en finanzas, o a un gordito para que le de consejos de cómo mantenerse en forma?

Uno no puede dar a otro lo que no tiene. Si no soy capaz de aplicar lo que predico, mal haría en cobrar por la herramienta para lograrlo.

Nuestra simple existencia da testimonio de los beneficios del coaching y cada paso que damos acreditamos o desacreditamos la profesión.

Subir al listado

Este ha sido mi recorrido hasta el momento. A medida que vaya encontrando nuevos retos y nueva información, la seguiré compartiendo contigo en esta sección.

Un Saludo!

Ana María Sarmiento
Coach Profesional Certificado ACC
www.Todo-Sobre-Coaching.com
Sígueme en Twiter
Sígueme en facebook
Pide tu Coaching del día

Deja un comentario

4 comentarios

  1. PILAR MARTINEZ S.

     /  febrero 10, 2012

    Estoy comenzando mi formación como Coach y haber encontrado esta pagina ha sido muy muy interesante. Por ahora voy en la primera etapa CREER QUE SOY CAPAZ. Ver el video de que Bonita es la Vida, también me ayudó a identificarme contigo, definitivamente muchas cosas en común.

    Gracias por brindarnos estas herramientas y compartirlas.

    saludos

    Pilar Martinez

    Responder
  2. humilde

     /  febrero 25, 2010

    Me encanta como describes tu historia, lo más difícil para mi elegir el nicho de mercado. Podrías indicarme de que forma puedo saberlo, como lo hiciste tu para reconocer el nicho o publico al que querías dirigirte??? gracias Ana

    Responder
    • Hola, Humilde:
      Mil gracias por tu mensaje. En honor a ti voy a escribir esta quincena algo al respecto y lo publico en la pagina y el Blog.
      Un Saludo!

      Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: