Si eres paciente en un momento de ira escaparás a cien días de tristeza

Hoy voy a dar comienzo a la temporada de proverbios chinos, que son una de las maravillas de oriente de las que nos podemos beneficiar.

Esta semana te invito a que practiquemos el arte de la paciencia, entendida como la capacidad de padecer o soportar algo sin alterarse (Real Academia de la Lengua). Ya te estarás preguntando cómo lo puedes hacer. La técnica más fácil, y usada desde el tiempo de nuestras abuelas, es la de respirar profundo 3 veces y contar hasta 10. Si al llegar a 10 aún no hubieras logrado controlar tu rabia, sigue contando hasta que te tranquilices.

Otra herramienta que nos ayuda a calmar nuestro estado de ánimo es caminar sin prisa. La idea es hacerlo tan lento como sea posible, hasta que te des cuenta de que eres tú quien marca el ritmo y no unos pies que caminan solos.

Espero que estas sencillas técnicas te ayuden a ser paciente en los momentos de ira y así escapes a 100 días de tristeza.

Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: